El TOC es como una alarma de incendios

 

El TOC se parece mucho a una alarma de incendios.

 

¿En alguna ocasión ha sonado la alarma de incendios cuando estabas en el colegio o en el instituto? Seguramente, al escuchar el sonido te hayas sentido un poco nervioso y hayas querido salir del edificio e ir a un lugar a salvo.

 

En ocasiones las alarmas de incendios se activan por error o porque se está haciendo un simulacro. Sin embargo, al oír el ruido la gente se suele poner un poco nerviosa y suele creer que algo malo va a suceder, aunque al final sólo se trate de una falsa alarma.

 

El TOC se parece a una falsa alarma. Cuando alguien con TOC tiene una obsesión o un pensamiento indeseado es como si alguien activase una alarma en su cabeza. Esto hace que la persona se sienta nerviosa o piense que va a ocurrir algo malo. Sin embargo, al igual que ocurre con las falsas alarmas, al final no pasa nada.